Política en femenino

Algunos blogs políticos, escritos por políticos, se convierten en un escaparate hermético y altamente institucional. No me gustan. Sin embargo; independientemente de dar cuenta de su actividad política, cuando el político en cuestión es capaz de bajar a la arena de lo cotidiano, en comunión sincera con el lector o la lectora que le sigue, su mensaje cobra mayor importancia y el himno que desprende es una sinuosa música de humanidad. Es el caso de Elena Valenciano en sus notas personales, donde hace un ejercicio de socialismo afectivo que transmite. ¡Felicidades, Elena!.

Be Sociable, Share!

Compártelo
¡Cuéntalo! ¡Menéalo!
FacebookTwitterGoogle+Compartir